¡Aní29Mate!

Posted on marzo 21, 2012

0



Desocupado lector,

Me ha llegado el triste conocimiento de que no vas a participar en la huelga. Como aun falta una semana, todavía estás a tiempo.  Como a cinco millones de personas ya convencidas, espero que finalmente rompas con esas falacias que todavía te mantienen impasible contra la situación tan terrible que vivimos, con recortes en derechos sociales, reformas laborales, fiscalidad en contra de las rentas bajas, privatizaciones de las cajas, guerras con excusas, …

El principal motivo de la huelga general es la reforma laboral que continúa la senda de las tres reformas de 2010 y 2011. Pero hay muchas más razones en el conjunto de retrocesos de los gobiernos al servicio de los oligarcas. Con todo, la reforma da motivos suficiente por la agresión que efectúa sobre las condiciones de trabajo (la jornada, el salario, el ritmo) y en el despido improcedentes y el colectivo, abaratando la indemnización de despido de personas que trabajan desde hace tiempo y el trabajo de quienes no son despedidos. La negociación colectiva se debilita con el descuelgue o con la eliminación de la ultractividad, de modo que la persona trabajadora pierda la protección de ese instrumento. Se subvenciona un nuevo contrato indefinido para emprendedores con un periodo de prueba de un año, que puede hacer que sólo dure un año.

Seguramente conocerás mejor que yo las razones que la reforma laboral añade a todas la medidas contra lo pueblos. Por eso me extraña que no te decidas a secundar la huelga.

Sabes muy bien que la reforma laboral sirve para reducir la parte salarial de la renta empresarial con reducción de salario o con despidos menos indemnizados. Sabes que no se creará empleo y que se precarizará el ya existente o el recambiado. Sabes que el problema de nuestro país es de modelo económico y que la construcción empujada por el endeudamiento era pan para ayer y hambre para hoy.

¿Acaso piensas que no servirá de nada?. ¿No sabes que si se prodiga un comportamiento así seguramente quienes piensan así conseguirán tener razón?. Hay que ponerse en la actitud contraria, en la actitud de alentar a todos los conocidos para que participen y para que ellos sean a su vez animadores. Debemos crear espirales de virtud con la huelga y con la movilización ciudadana en general para que la pasividad actual se convierta en una actividad creciente hasta convertirse en una actividad entusiasta y transformadora. Siempre que veas una rama agitarse acompaña su movimiento porque ese contorneo puede ser el inicio de un viento imparable.

¡A que sería maravilloso crear un organismo popular que exija un gobierno más directo!. Una democracia en la que una buena idea surgida de los movimientos sociales pueda convertirse en ley aunque no beneficie a los que más tienen. ¿No te gustaría ser de las personas que estaban allí desde el primer momento atrayendo a nuevos compañeros?.

Pudiera ser que no te animes porque no tienes confianza en los sindicatos mayoritarios. Pero… ¿qué importa eso?. La huelga o cualquier movilización es del pueblo aunque la convocatoria proceda de determinados actores. Debemos hacerla nuestra, pero para ello tenemos que participar, porque nos convocan los sindicatos mayoritarios, porque nos convocan los minoritarios o las asociaciones y partidos que hacen un llamamiento favorable, porque nos convoca un amigo o nuestra propia conciencia. Es el buen motivo quien nos convoca y la solidaridad con nuestros semejantes de hoy y de mañana, más que determinados actores, que, si se han desviado de su sentido, lo han hecho en parte porque quienes se sienten decepcionados no han hecho esfuerzos suficientes para evitarlo.

No creo que sea por dinero que no te animes. El sistema nos ha convencido de que tener mucho es la evidencia del éxito y la cumbre de la satisfacción material. Es difícil escapar a esa programación de las personas que procura ese modelo de vida. Pero confío en que tú lo harás y descubras que es mejor tener bastante y saber aprender a vivir sin la autoexigencia de tener infinitamente. ¿Qué es un día de salario para quien sabe que su dignidad vale más que mil objetos innecesarios?.

Espero que tu desánimo no se deba a las presiones empresariales para que no abandones tu puesto de trabajo. Si fuese así, por ahí hay páginas donde denunciarlo. Ojalá que los piquetes de trabajadores sean capaces de librar a las personas sometidas a los piquetes empresariales.

Ya cansado por la hora, antes de irme a soñar con un amanecer popular, te transmito mi esperanza de que encuentres las razones para unirte a esta oportunidad de iniciar un camino juntos hacia un gobierno del pueblo y para el pueblo.

Anuncios
Etiquetado: ,
Posted in: Cine, Política